TECNOSeguro

Expertos Informando para tu Seguridad

Miércoles, 28 Octubre 2020

Aportes de la tecnología de videovigilancia para el regreso seguro al trabajo

Escrito por  Juan Carlos George, gerente de Ventas para América Latina de Milestone Systems

La tecnología de videovigilancia es una gran aliada para que las empresas garanticen el retorno seguro a la nueva normalidad. A un sistema ya existente se puede integrar software especializado para detección de temperatura, control de acceso sin contacto y seguimiento.

Aportes de la tecnología de videovigilancia para el regreso seguro al trabajo Fuente: Milestone Systems

Si bien en algunos países hay indicios de que las cifras podrían comenzar a estabilizarse, los casos de COVID-19 se incrementaron considerablemente en América Latina.

Brasil ha registrado más de 4,3 millones de casos confirmados, el tercer recuento más alto del mundo, después de Estados Unidos e India y es el segundo país, por detrás del mismo EE.UU., en número de muertes.

México, Argentina, Colombia y Perú también han tenido brotes importantes y están en el top 10 de los países con más casos confirmados.

Sin embargo, la Organización Panamericana de la Salud (OPS) informó el 2 de septiembre que estaba empezando a notar una tendencia a la baja en el número de nuevos casos notificados en Centroamérica, con excepción de Nicaragua y Costa Rica.

Todo esto ha llevado a los países a replantearse una apertura gradual de los negocios locales, cultos religiosos, actividades al aire libre y, en algunos casos, los vuelos comerciales.

Por esto, a medida que los estados permiten la reapertura por fases y los empleados vuelven al trabajo, las empresas se enfrentan a nuevos desafíos, más allá de la seguridad, para proteger a los trabajadores de lo que muchos han llamado “un enemigo invisible”. 

Con un sistema de gestión de video (VMS), los empleadores tienen la posibilidad de crear una solución basada en una instalación de seguridad ya existente

Una plataforma abierta permite la integración de aplicaciones y dispositivos con la gestión de video para implementar funciones como la detección de temperatura, el control tanto de distanciamiento social como de acceso sin contacto y el conteo de personas.

Las cámaras termográficas integradas al VMS permiten la detección de temperatura 

Uno de los protocolos adoptados en los países de la región para retomar las actividades normales con estándares de seguridad ha sido la detección de temperatura. 

En este caso, se exige un punto de control en la entrada de los establecimientos comerciales, en el que además se verifique el uso correcto del tapabocas y la desinfección de manos y zapatos.

Aunque ninguna cámara termográfica detecta el coronavirus, sí son capaces de detectar la temperatura corporal elevada, información que el software de gestión de video usará para hacer los análisis y aplicar los protocolos de bioseguridad correspondientes.

Los termómetros infrarrojos sin contacto también pueden identificar temperatura elevada de la piel, aunque no determinen con exactitud la temperatura corporal.

Cuando la detección se hace a través de un dispositivo es necesario hacer verificación, pero aún no se han creado soluciones en la industria de la seguridad física para esto. El proceso recomendado es remitir a la persona para que se le haga una evaluación médica estándar. 

Se debe crear un proceso a las medida de las necesidades de cada empresa con el fin de garantizar la identificación de personas en riesgo y la seguridad de los ocupantes de las instalaciones.  

Distanciamiento social para prevenir contagios 

Una de las condiciones para la reapertura es el distanciamiento físico de al menos 2 m entre personas y la separación suficiente entre mesas, sillas, barras y áreas comunes en espacios como restaurantes. 

Con la tecnología actual de análisis de video, las empresas pueden hacer tareas de detección y recuento, conteo de personas y de multitudes, para mantener los estándares de distanciamiento social; también pueden establecer parámetros específicos para sus alarmas de activación de VMS. 

Para poder cumplir con estos nuevos requisitos de ocupación, las empresas que cuenten con analíticas podrían crear alertas, en tiempo real, que determinen cuántas personas están dentro de un edificio y crear notificaciones para clientes, visitantes y gerentes

Control de acceso sin contacto

Según los Centros de Control y Prevención de Enfermedades, (CDC, por sus siglas en inglés), el modo principal de transmisión de la COVID-19 es a través del contacto cercano, de persona a persona.

Sin embargo, es posible que una persona se contagie de COVID-19 al tocar una superficie u objeto que tiene el virus y llevar sus manos a la boca, nariz u ojos.

Para evitar esto, las empresas podrían utilizar la tecnología de videovigilancia para reducir el contacto físico con dispositivos y superficies, incluidas las manijas de las puertas y los lectores de tarjetas y huellas dactilares.

Las organizaciones tienen la posibilidad de combinar sus sistemas de videovigilancia y acceso para implementar soluciones de control de acceso sin contacto.

La integración de este tipo de soluciones permite a los operadores gestionar el acceso a sus instalaciones en función de las estadísticas históricas o la información en tiempo real producida no solo por los controles de acceso tradicionales, sino también por el análisis de video (recuento de personas y distanciamiento social, entre otros). 

Utilizando datos de multitud u ocupación en tiempo real, los operadores pueden cerrar o abrir puertas, torniquetes de entrada o barreras viales de forma remota. 

Para supervisar edificios, por ejemplo, los robots y drones equipados con dispositivos de entrada y salida ofrecen video en directo y audio bidireccional, datos que también alimentan a la plataforma de gestión de video.

Para conceder el acceso sin contacto son ideales los sistemas electrónicos de apertura de puertas motorizados.

Otras buenas opciones son los dispositivos de escaneo de códigos QR a través del teléfono móvil o el uso de una app de gestión de video para abrir las puertas a través de tecnologías inalámbricas.

Todas estas tecnologías pueden vincularse al actual sistema de VMS de las compañías para evitar la propagación del COVID-19. Sin embargo, también sirven para aumentar los niveles de protección y seguridad de los usuarios.

Solo usuarios registrados pueden realizar comentarios. Inicia sesión o Regístrate.

Los comentarios serán moderados antes de ser publicados.

Sesión