TECNOSeguro Magazín Digital

Expertos Informando para tu Seguridad

Lunes, 18 Abril 2016

Esparcimiento con vigilancia de alto nivel

El nuevo proyecto de seguridad electrónica del Club Atlético Paulista moderniza el sistema de video-monitoreo y reduce el número de ocurrencias de seguridad.

Esparcimiento con vigilancia de alto nivel

Prácticamente completando 116 años de fundación, el Club Atlético Paulista, localizado en la región de los Jardines, en São Paulo, pasó recientemente por una modernización en su sistema de seguridad electrónica. El trabajo estuvo a cargo de la integradora Nipo Ingeniería.

Para esta fase del nuevo proyecto, que comenzó hace algunos meses, fueron instaladas 253 cámaras de Samsung Wisenet con tecnología IP. Estos equipos son los responsables de realizar el monitoreo de los 44 mil metros cuadrados del Club Atlético Paulista.

Actualmente, el centro deportivo recibe, en promedio, 4.100 personas diariamente. Este público pasa por los diez molinetes posicionados en la entrada del club y su acceso es liberado por tarjetas de proximidad. A partir del momento en que sobrepasan los bloqueos y siguen para sus actividades, los pasos de los asociados son monitoreados por el nuevo sistema de video-monitoreo.

De acuerdo con Antonio Fernandes, coordinador de Fiscalización del club, antes del proyecto para el nuevo sistema, toda el área del club era monitoreada por cámaras analógicas. “El Paulista optó por invertir en la modernización a partir de la necesidad de un sistema más ágil, en tiempo real, con mayor calidad y nitidez de las imágenes. El objetivo es proporcionar un ambiente cada vez más seguro y saludable para los asociados, que son siempre nuestra prioridad”, afirma.

Según declaraciones del integrador responsable del proyecto, Marcel Hitoshi Okama de Nipo Ingeniería, la idea de este proyecto consistió en aumentar la seguridad de los asociados, disminuyendo las áreas de riesgos. “Hicimos un análisis de las dependencias del club y de todas las áreas vulnerables. Así, logramos identificar los puntos donde era necesario el monitoreo. Para cada local y situación de riesgo fue determinado un modelo de cámara específico”.

Con el nuevo sistema, el club redujo en 95% el número de ocurrencias en sus dependencias y obtuvo un índice de 92% en la resolución de los incidentes. “Nuestro mayor desafío en el proyecto fue montar un sistema de seguridad que hiciera el monitoreo de forma transparente, pero teniendo en consideración la discreción para garantizar la privacidad de los asociados”, dice el ejecutivo.

Las nuevas cámaras Samsung Wisenet fueron posicionadas en locales estratégicos definidos a partir de un análisis de riesgo, que presentó los locales más propicios para ocurrencias, como restaurantes, gimnasio, campo de fútbol, academia y área de servicios. Los equipos también son utilizados para filmar los alrededores del Paulista, cuyo perímetro pasó a ser observado con mayor claridad.

Según el coordinador, todo el proceso fue realizado de acuerdo con la legislación vigente. “Con las nuevas cámaras, logramos garantizar una entrada y salida del club aún más seguras para los asociados. Hacemos un trabajo para preservar, no para invadir el cotidiano de los asistentes del club. La misma preocupación que tenemos con la seguridad del socio, la tenemos con su privacidad”, destaca Fernandes.

Seguridad en varios niveles

Las imágenes capturadas por las cámaras de seguridad son transmitidas en una central de monitoreo localizada dentro del Paulista. Este local que también pasó por reformulación. Entre los nuevos recursos que recibió están los equipos para monitoreo digital, monitores LCD, servidores y un switch. Para el futuro está prevista la instalación de un videowall, acción que debe ocurrir en breve, aun en este año.

Las tareas en la central de monitoreo son realizadas por un equipo subcontratado compuesto por ocho vigilantes certificados en monitoreo, lo que garantiza la exención y distancia necesarias en la relación entre los que observan y los que fiscalizan.

En la sala de monitoreo hay dos estaciones de trabajo y cuatro monitores, donde son reproducidas las imágenes de las cámaras instaladas en puntos estratégicos del club Paulista. Todo el sistema de cámaras es administrado por el software Digifort 7.0. Allí también hay tres servidores con storage de la IBM totalizando 250TB de almacenamiento y un servidor HP dedicado solamente para análisis de video. Captadas de acuerdo con las leyes, decretos, ordenanzas y normas federales y estatales y municipales, las imágenes se quedan almacenadas por hasta 30 días para consulta.

Además de las centenas de cámaras esparcidas por el club, los asociados cuentan con otros mecanismos de seguridad. A lo largo de los 44 mil metros cuadrados de área están instalados 12 botones de pánico. Estos mecanismos pueden ser accionados en situaciones de emergencia por fiscales entrenados. “De forma rápida, el sistema dispara una alarma para la sala de monitoreo indicando el lugar y la dirección de referencia para garantizar la agilidad en el accionamiento de la policía”, explica el coordinador de Fiscalización del club.

Conforme lo destaca Fernandes, las inversiones en seguridad están siempre destacadas en el Paulista. Para tener una idea, antes del final del 2016, la dirección del club prevé la expansión del proyecto con la adquisición de nuevas cámaras IP Samsung Wisenet, entre ellas el modelo Fisheye. Estos nuevos equipos serán instalados en locales de gran movimiento y, con las nuevas adquisiciones, el club pasará a contar con 450 cámaras activas en su sistema de video-vigilancia.

“La dinámica del club necesita de la búsqueda constante por nuevas tecnologías, además de inversión alineada con las nuevas actividades y modificaciones arquitectónicas”, completa Fernandes.

Además de todo el aparato tecnológico, formado por cámaras, controles de acceso y molinetes, el Club Atlético Paulista cuenta además con una Comisión de Seguridad, formada por socios que actúan en el área de seguridad pública y que tienen la capacidad de analizar determinadas ocurrencias en el club. Esta iniciativa fue considerada una medida importante de la dirección para hacer al Paulistano más seguro.

“No descuidamos ningún segmento. El club posee comisiones internas en todos sus sectores, compuestas por profesionales que actúan en estas áreas específicas. Además de esto, el club estableció una relación estrecha con los órganos de seguridad pública, como la Policía Militar, para auxiliar siempre que sea necesario”, garantiza el coordinador. “El trabajo de mantener la seguridad de los asociados nunca termina. Cada día descubrimos nuevos puntos con necesidad de monitoreo por cámaras. Estamos haciendo todo lo que está a nuestro alcance para que toda mala intención sea inhibida, combatida y castigada”, concluyó.

Solo usuarios registrados pueden realizar comentarios. Inicia sesión o Regístrate.

Los comentarios serán moderados antes de ser publicados.

Sesión